Mauricio Macri anunció su nueva fundación, pero la IGJ denegó la inscripción – Negocios & Política

ÚLTIMO MOMENTO

INTERPOL EMITIÓ ALERTA AMARILLA PARA LA BÚSQUEDA DE GUADALUPE

 

Operativo volver |Mauricio Macri anunció su nueva fundación, pero la IGJ denegó la inscripción

El ex vicepresidente anunció en enero la creación de una entidad con su nombre, pero la Inspección General de Justicia, al mando de Ricardo Nissen, se lo negó porque, en realidad, se trataba de una fundación ya existente a la que buscaban cambiar el nombre.
Federico García
Política
Federico García
Política

La Inspección General de Justicia (IGJ) echó por tierra las intenciones de Mauricio Macri de ponerle su nombre a una fundación. Más precisamente, el organismo conducido por Ricardo Nissen rechazó el pedido de cambio de denominación de una entidad preexistente, que buscaba llevar al creador del PRO en la placa de sus oficinas.

El ex presidente daba por hecho que el trueque de títulos sería un trámite fácil, por lo cual el pasado enero anunció a través de sus redes sociales la “creación” del espacio: "Hoy es un día muy especial para mí y todo el equipo que me acompaña porque presentamos la fundación que lleva mi nombre. Desde la nueva Fundación Mauricio Macri nos dedicaremos a trabajar en distintos proyectos e iniciativas, entre ellos, muy especialmente, sobre programas e incentivos para promover en el país una educación de calidad".

Sin embargo, la IGJ le dio un baldazo de realidad, luego de "denegar la autorización para reforma del estatuto solicitada para la fundación", para lo cual Macri ya había dado la autorización para utilizar su reputación, según publicó el medio El Destape.

La entidad cuya preexistencia constató la IGJ se trata de la Fundación Cambiar es Posible para la Promoción y Defensa de la Democracia Republicana, el Desarrollo Económico, la Integración Internacional y la Equidad de Género (Cepla).

A partir de ello, el organismo estatal entendió que "el cambio de denominación propuesto no obedece a la consecución del bien común tenido en miras al momento de la constitución de la entidad, sino, por el contrario, se presenta más bien como ligado a la utilización de una estructura jurídica preexistente, para fines personales e individuales".

Al tratarse de una fundación que no es nueva, sino una vieja a la que se deseaba cambiar la nominación, el pedido de registro por parte de Macri puso en alerta a la IGJ, que decidió, frente a la gravedad de la situación, instruir una actuación sumarial, que fuera efectuada el 10 de febrero último, bajo la presunción de que se "podría estar incorporando datos faltos a este organismo para eludir la fiscalización de la IGJ".

"Otro hecho que agrega opacidad al funcionamiento de la fundación es que, en la contestación, se omitió acreditar documentalmente las donaciones recibidas y el cumplimiento de las promesas de aportes efectuadas”, señaló la oficina comandada por Nissen y agregó: “Sólo se limitó a enumerar una serie de facturas emitidas por la entidad entre el 23 de diciembre de 2020 y el 5 de febrero de este año por 4 millones de pesos", detalla la resolución.

Nueva cara

El proceso para re-fundar Cepla se basó en un pedido por parte del Consejo de Administración para reformular el artículo primero del estatuto, con motivo de la modificación parcial del nombre, ya que consideraron conveniente que la fundación pase a denominarse Mauricio Macri, argumentando que su desempeño como jefe de Gobierno porteño y presidente de la Nación brindan ciertos valores.

Si bien la nota de la decisión se comunicó como efectuada el 17 de marzo, la obra es del 13 de mayo: "Se aprecia visiblemente que la firma inserta en ese instrumento no es holográfica, sino que se encuentra fotocopiada, careciendo además de certificación notarial", advierte la resolución de la IGJ, que además explicó que "se habría tratado de una reforma estatutaria, y de una designación de autoridades".

Del fallo se desprende que los motivos esgrimidos para la mutación no tienen suficiente asidero, lo que obligó a rechazar la autorización e inscripción solicitadas: "Corresponde también considerar una serie de irregularidades referentes a la convocatoria y a la autorización para la utilización del nombre que aspira aditarse, que habría formulado Mauricio Macri", adujeron.

La IGJ reitera que "el cambio de nombre no está ligado a la consecución de objetivos de la entidad sino a la utilización de la personalidad jurídica de la fundación para la persecución de objetivos personales e individuales de Macri".

Los requisitos

Además, el organismo instó en su decisión a cumplir una serie de criterios y explicaciones en caso de querer avanzar con el registro.

Primero, deberá explicar adecuadamente la extemporaneidad de la presentación realizada, bajo apercibimiento de imponer sanciones que pudieren corresponder o exigir la ratificación del acto sometido a control.

Por otro lado, se advierte que la entidad utiliza la forma alternativa establecida y no se consignan los datos de la rúbrica del libro que contiene el acto que pretende inscribirse. Esto deberá adecuarse.

Como tercer paso, para la incorporación del nombre de una persona humana, se deberá acreditar de forma fehaciente la necesidad del cambio de denominación, considerando especialmente que la decisión adoptada por el Consejo de Administración ocurrió a poco más de tres meses de que la fundación haya obtenido autorización para funcionar por parte de la IGJ.

En tanto, deberá explicar el rol que ha desempeñado, desempeña o desempeñará Macri, aparte de exponer el estado de cumplimiento del plan trienal proyectado y presentado oportunamente y detallar la vinculación con la registración del dominio virtual mauriciomacri.org, dado de alta el 15 de diciembre de 2020.  |

    Vínculo copiado al portapapeles.

    3/9

    Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

    Ant Sig