VR ha llevado todo, desde el periodismo al entrenamiento deportivo, a otro nivel. El año pasado, Walmart, incorporó VR al mundo del entrenamiento y desarrollo de los empleados para mejorar la instrucción en las Academias Walmart de todo país. El programa ha sido tan exitoso que la compañía ahora provee cascos Oculus de VR a todos los negocios de USA para brindar el mismo nivel de instrucción a más de un millón de asociados.

“Lo grandioso de VR es su habilidad de hacer el aprendizaje experimental”, comentó Andy Trainor, director senior de las Academias de Walmart de USA. “Cuando miras un módulo con el casco, tu cerebro siente que estás realmente experimentando esa situación. También observamos que el entrenamiento con VR aumenta la confianza y la retención mejorando los resultados de las pruebas entre un 10 y 15 %; y aun los asociados que simplemente observaron a otros experimentar el entrenamiento tuvieron los mismos aumentos en los resultados”, destacó.

Desde octubre de 2018, el entrenamiento con VR se lanzó en todo el país, enviando cuatro cascos a cada supercenter Walmart y dos unidades a cada Walmart barrial y tiendas de descuento. Con más de 17.000 cascos Oculus Go en los negocios al final del año, cada asociado, incluyendo a los que están en la planta de ventas interactuando principalmente con los clientes, tendrán acceso al mismo entrenamiento que los gerentes de los departamentos tienen en las Academias.

Brock McKeel, director senior de operaciones digitales, trabajó con Andy para llevar el entrenamiento VR a los asociados y explica que ya hay más de 45 módulos basados en actividades que usan software líderes en la industria provistos por STRIVR. La plataforma STRIVR proporciona contenido de entrenamiento realista, repetible y escalable, lo que ayuda a los asociados a aprender más rápidamente y retener lo aprendido de mejor forma.

“Estamos ingresando a una nueva era en el aprendizaje y Walmart continúa liderando el camino”, afirmó Derek Belch, CEO de STRIVR, que trabajó con Walmart en el lanzamiento inicial de VR en las Academias el año pasado. Y recalcó: “El poder de la VR es real y, cuando es ofrecido como el pilar del aprendizaje y el desarrollo, verdaderamente puede transformar la forma en que una organización entrena a su gente”.

Walmart planea usar VR para entrenar a los asociados en tres áreas principales: nuevas tecnologías, habilidades blandas como empatía y servicio al cliente y cumplimiento.

El entrenamiento de VR es particularmente útil para aprender una nueva tecnología. En un testeo piloto durante el verano, 10 negocios usaron VR para instruir en nuevas unidades Torres de Pickup (de retiro de compras online). VR permite enseñar a los asociados antes de que las torres sean instaladas y no se requieren profesores. Esto será clave a medida que Walmart continúe desplegando tecnologías en sus negocios.

Adrian Carthen usó el entrenamiento de VR para aprender acerca de las Torres de Pickup en su negocio en Stockbridge, Ga., durante el verano; y dijo que “fue más que una experiencia práctica”. “Me gusta mucho usar videojuegos, por eso estaba entusiasmada por usarlo”, reveló, al tiempo que expresó: “Se sentía como si realmente estabas cargando la torre. Y podía entrenarme en cualquier momento que yo quisiera y sólo me tomaba unos minutos”.

“Tenemos mucha gente que ya está entrenada en el uso de la torre y que puede ayudar a los clientes, eso es fantástico”

Lo que hace a la VR tan efectiva como herramienta de entrenamiento es que inculca confianza. Como el efecto del entrenamiento en VR es como el de una experiencia en la vida real, los asociados tienen la libertad de cometer errores y aprender “haciendo”, todo en un ambiente seguro.

“Walmart fue una de las primeras empresas en beneficiarse de la VR para enriquecer la educación de los empleados, sus aplicaciones sin duda crecerán”, afirma Andy Mathis, a cargo de acuerdos empresariales. “Lo que lo hace tan atractivo es que, escenarios y simulaciones, que serían costosos, dificultosos y de otra manera imposibles de recrear; se vuelven no sólo posibles, sino también inmediatamente accesibles”, insistió.

Más allá de la inversión en innovación y entrenamiento a los asociados, la tecnología de VR ayuda a enseñar las habilidades que enriquecen las carreras de los asociados en USA.

“Sí, estamos enfocados en ayudar a la gente a realizar su trabajo mejor cada día. Pero el entrenamiento que diseñamos esperamos que también sea entrenamiento para la vida”, afirmó McKeel. Y cerró: “Esa persona sale del negocio con nuevas habilidades y más confianza que antes. Esa es la pasión detrás de este proyecto”.

Fuente: Por Jane Incao, especial para Walmart Hoy – Septiembre, 2018