El gobierno niega contrato con China y apura a Rusia para la provisión de vacunas – Negocios & Política

ÚLTIMO MOMENTO

CORONAVIRUS EN ARGENTINA: 1.968 CASOS NUEVOS Y 25 MUERTOS EN LAS ÚLTIMAS 24 HORAS

 

Vacunas y geopolítica |El gobierno niega contrato con China y apura a Rusia para la provisión de vacunas

Mientras el gobierno de Vladimir Putin tiene una demora de dos semanas en la entrega, Argentina negocia la provisión de dosis para febrero con Xi Jinping. AstraZeneca y Covax, en marcha, pero Pfizer pone un freno.
Federico García
Salud
Federico García
Salud

Mientras Argentina prepara el reinicio de la campaña de vacunación con el segundo lote de dosis de Sputnik V, negocia contratos con China para la provisión de Sinopharm y entabla conversaciones con todos los productores para frenar el avance de la pandemia, que ya se cobró más de 48 mil vidas en el país.

Sin embargo, la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, negó que existiera un contrato con el gobierno de Xi Jinping y aseguró que, a partir de este mes, se normalizará la provisión de vacunas rusas, de las que se esperaba un arribo de 20 millones de dosis entre enero y febrero.

Al contrario de las informaciones trascendidas a la prensa, que sostiene que las negociaciones con el gigante asiático están muy avanzadas para el arribo al país de 1 millón de dosis para febrero, Vizzotti adujo que “no hay ningún contrato firmado con China", dijo a radio La Red, y agregó: "Eso no está confirmado, no es un anuncio oficial".

"Argentina está negociando con todos los laboratorios productores, pero no hay ningún contrato firmado con China", aseveró la funcionaria y confirmó: "Tenemos firmado con Gamaleya, con AstraZeneca y con el mecanismo Covax, eso abarca para cubrir entre 23 y 25 millones de personas".

Por su parte, la asesora presidencial Cecilia Nicolini afirmó el último domingo que Argentina tiene "una cantidad significativa de vacunas adquiridas", con "más de 60 millones de dosis", y destacó que es "un país prioritario para la Sputnik V".

Geopolítica de la vacuna

Sobre la demora en la llegada de más dosis de la Sputnik V, Vizzotti indicó que "el retraso es de entre dos o tres semanas y, si bien es muy difícil poner una fecha, ellos estiman que alrededor del 15 de febrero podríamos recibir un número más importante de dosis".

La funcionaria afirmó además que el gobierno de Alberto Fernández "sigue trabajando con otros proveedores, y durante marzo esperamos ya tener un panorama de la entrega de la vacuna AstraZeneca, que son 22,4 millones de dosis".

Sobre la posibilidad de que los laboratorios argentinos produzcan la vacuna rusa del Instituto Gamaleya, la secretaria sostuvo que "el Fondo Ruso de Inversión Directa ha evaluado la posibilidad de firmar un convenio de transferencia de tecnología. Argentina es uno de los países que ellos están explorando para escalar la producción, pero eso lo maneja Rusia con los laboratorios privados".

Frente a este panorama, la llegada de vacunas chinas —que cuestan el doble que las rusas— sería una solución para descomprimir la situación de la vacunación en el país, ya que las urgencias argentinas se traducen en negociaciones a contrarreloj con los principales actores de la geopolítica. Ahora, Xi Jinping podría aventajar a Vladimir Putin, su silencioso rival en el tablero por la hegemonía mundial.

En Argentina ya se hizo el ensayo clínico de la vacuna Sinopharm, pero la llegada al país “es motivo de negociación", dijo el ministro de Ciencia y Tecnología, Roberto Salvarezza, quien además informó que la fabricación de dosis en el país no sufre obstáculos.

AstraZeneca y Covax, “sin demoras”

Por otro lado, la provisión de la vacuna desarrollada por la Universidad de Oxford y AstraZeneca parece marchar sin sobresaltos en la Argentina. El ministro Salvarezza aseguró que el medicamento que se está fabricando en el país "no tiene demoras".

"Estamos en un escenario global de mucha demanda con una demora de los laboratorios. Nosotros tenemos una demora de dos a tres semanas de la Sputnik V, que esperamos que pronto se solucione", sostuvo el funcionario nacional.

No obstante, en declaraciones radiales, el integrante del Gabinete subrayó que "la vacuna que se está fabricando en el país, que es la de Oxford, no tiene demoras".

Se tratan de 22 millones de dosis que estarían disponibles a partir de marzo, luego de ser envasadas en México: "Hay capacidad en el país de plantas para producir vacunas”, aseguró el funcionario.

Finalmente, Salvarezza ratificó que también desde el fondo de acceso global creado por la Organización Mundial de la Salud llegarán dosis: "Para febrero o marzo el fondo Covax va a enviar vacunas".

Pfizer, no por ahora

Las posibilidades que tiene el gobierno de acordar con Sinopharm contrastan con la última comunicación que el Ministerio de Salud mantuvo con la empresa farmacéutica Pfizer. El ministro Ginés González García informó a la Casa Rosada que la operación quedó postergada para otra oportunidad ante la imposibilidad de Pfizer de garantizar envíos sistemáticos y voluminosos de las vacunas.

El laboratorio exigió una amplia cobertura legal para lograr inmunidad frente a una eventual responsabilidad jurídica por los daños físicos que podría causar la aplicación de su vacuna contra el Covid-19. De su lado, el Gobierno envió una ley al Congreso y después presentó una secuencia de borradores normativos destinados a cumplir con los pedidos de la compañía farmacéutica y, a su vez, preservar la soberanía e independencia del Estado nacional.

Luego de estas acciones del Ejecutivo, la cartera de Salud preguntó a los representantes de Pfizer en el país cómo seguía la negociación para cerrar la compra de 3 millones de dosis que debían llegar en el segundo trimestre de este año. La respuesta fue: “No vamos a firmar nada por ahora. No tenemos vacunas para entregar. Eso es lo que pasa”, explicaron a Ginés González García.    |

    Vínculo copiado al portapapeles.

    3/9

    Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

    Ant Sig